Entretenimiento

La Comuna o por qué el comunismo clásico no funcionó

La comuna
Featured Video Play Icon

Basada en hechos reales, esta película explica de manera muy simplificada la naturaleza humana y los motivos concretos por los que el comunismo radical es una filosofía naif.

Es muy interesante porque hablan de Pol Pot pero también hablan de otra cosa y es la frase el anarquismo tiende al orden con lo que con el tiempo tiende a autodestruirse. Básicamente es lo que ocurrió, antes de que los gobiernos existiesen había anarquía y eso provocaba demasiadas muertes, luego llegaron los reinados y con ello el abuso de poder… luego los gobiernos representativos… y Cuando llegó la democracia real todo se fue a la mierda porque es esencialmente nazismo. Aunque el cristianismo o el liberalismo no tengan nada que ver con la democracia, el hecho de poder elegir libremente unos mandatarios implica que la incultura generalizada va a imperar en el régimen.

Es muy curioso porque el director es aparentemente cristiano radical, ya sabéis, la retahíla de “el comunismo es el demonio y Pol Pot es mu malo” (ese otro asiático que mató 20 veces más gente literalmente en nombre de Jesús se nos olvida siempre) para intentar crear un monstruo mayor que el propio cristianismo (al cual no existe ya que las guerras mundiales fueron cristianas) pero la realidad es que al final el director pretende imponer una especie de darwinismo y termina mostrando tanto las flaquezas de la democracia como las del totalitarismo. Le sale el tiro por la culata.

Realmente no recuerdo si he visto más películas de este director. Y quizá me equivoque pero olía bastante tufo a cristianismo radical pero luego cae en la hipocresía de enseñar gente desnuda a menudo en los trailers. No sé si es hipocresía cristiana o que en realidad es progresista. Es un poco como la época del destape de España. Tendré que ver alguna más…

Según parece la historia está basada en su propia vida en los años 70 en los que el flower power y la paz daban paso a todo tipo de pruebas sobre estructuras sociales y culturales, como las comunas.

Lo que toca explorar hoy día es el comunismo individualista o el colectivismo individualista que sería algo así como el software librePuedes hacer lo que quieras pero es de mutuo acuerdo y cuando el acuerdo se rompe puedes crear una nueva “escisión” en la que seguir con todo lo conseguido. En cuanto al tema social, sería como cuando se separa una pareja y cada uno se queda con ciertos amigos. Si eres tu el que se queda con todos o es la otra persona, algo estás haciendo mal. Una forma de llevar una vida de este modo sería pasar solo medio día con la persona con la que estás y dormir cada uno en una cama separada. De esta forma no te cansas tan rápido de su forma de ser (tema que se habla en esta película) y dormir juntos vuelve a convertirse en algo especial al suceder de vez en cuando en vez de ser una molestia de ronquidos. Al final llegaremos a nuevos sistemas familiares por mucho que quiera impedirlo el vaticano. Hoy me he dado cuenta, su objetivo es intentar ganar una carrera ideológico-vírica creando bebés como animales… Por eso han elegido ese tipo de estructura familiar aunque en la biblia aparezcan muchas más y la base real sea la misma que la musulmana, el poligamismo. Por mucho que hagan desaparecerán. Se crearán religiones nuevas. Incluso religiones basadas en ciencia real, no como la cienciología que es una chorrada. Tener fe en la ciencia es lo mejor que puede pasar con la humanidad. Si realmente necesitan fe, que tengan fe en los médicos. Obtendrán mejores resultados que rezándole a la pared como hacen ahora.

Siempre habrá alguno que diga que una comuna hippie no es lo mismo que el comunismo pero que se puede esperar de gente que critica la comuna mostrando los fallos del sistema liberal capitalista. Normalmente es la misma gente que está amargada y odia a la gente que es feliz o libre. Siempre son los mismos, los malos del mundo. En vez de quejarse de quien intenta cosas distintas deberían hacerlo de sí mismos por ser tan cobardes como para tener valor solo para criticar lo que ellos no son capaces. Sin olvidar a esos que critican las cosas porque proyectan sus mierdas y fascismo sobre los demás. Que tu seas de un modo no significa que los demás tengan que ser iguales que tú y precisamente ese es el motivo por el que juntar a todo el mundo en un mismo sistema no funciona. Por la diversidad.